Blogia
Espacios de Hilbert

Política

Esta España a la deriva

Esta España a la deriva

Y a nuestros políticos se les ocurre tirar de populismo, de slogan fácil, y de pocas ideas. Y de las pocas que tienen resulta que proponen las peores.

Creo que hay que apoyar iniciativas como esta y empezar a hacer notar a esos que calientan piel y cuero en el congreso que se equivocan, y que nos (al menos a mí) me tienen harto.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Once

Once Yo aún sigo sin poder decir nada, sólo sentir mucha tristeza siempre que pienso o cuando estoy allí.

No dejemos que vuelva a suceder.

----
So this guy comes up to me
His face red
Like a rose on a thorn bush
Like all the colours of a royal flush
And he's peeling off those dollar bills
(Slapping them down), one hundred, two hundred,
And I can see the fighter planes
And I can see the fighter planes
Across the mud huts as the children sleep
Through the alleys of a quiet city street
Up the staircase to the first floor
We turn the key and slowly unlock the door
A man breathes deep into saxophone
Through the walls we hear the city groan

---

Entonces este chico se acerca
Su cara roja
Como una rosa en un espino
Como todos los colores de una escalera real
Y él se desprende de esos billetes
(Tirándolos) cien, doscientos
Y veo los aviones de guerra
Y veo los aviones de guerra
A través de las chozas de barro mientras los niños duermen
A través de las callejuelas de una ciudad tranquila
Subimos la escalera hasta el primer piso
Damos vuelta a la llave y abrimos lentamente la puerta
Un hombre sopla fuerte un saxo
A través de las paredes escuchamos a la ciudad gemir

Un simple dibujo

Un simple dibujo Poco más se puede decir en estos casos. Dentro de lo que les sea posible a los afectados, que pasen una felices fiestas.

Desde Barcelona un abrazo afectuoso.

Hasta pronto.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Bush vs. Kerry

Bush vs. Kerry En fin, no queda más remedio que conformarse con lo que hay. Supongo que muchos de nosotros albergábamos la esperanza de que el pueblo norteamericano cambiase de opinión y decidiese darle el poder a un payaso menos absurdo y peligroso que el actual presidente Bush. Poco quiero decir, simplemente no caigamos en la tentación de acusar al pueblo estadounidense de imbécil y de que tienen el presidente que se merecen, ¡no! Tienen el presidente que quieren, igual que nosotros tenemos a Zapatero. Supongo que ellos en marzo tampoco esperaban que perdiese Aznar, y fue la sorpresa; pues bien, a nosotros nos ha pasado lo mismo, no contábamos con volver a ver el payaso de la foto adjunta y lo vamos a tener que aguantar cuatro años más. La victoria de Bush es incontestable, tiene incluso más soporte que en el 2000; y yo como demócrata convencido que soy respeto el resultado, me guste o no.

Esperemos que las cosas no empeoren demasiado y que el pueblo norteamericano aguante el chaparrón que le espera.

Hasta pronto.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres